sábado, agosto 20, 2022

Balaceras, acoso y amenazas de muerte: riesgos que médicos afrontan en servicio social

Estudiantes de medicina son víctimas de amenazas, acoso y violencia mientras realizan el servicio social obligatorio para obtener su título profesional. Cada año, decenas de jóvenes son agredidos física y sexualmente. En el peor de los casos, son asesinados por asuntos relacionados con su trabajo.

El 15 de julio, Erick Andrade, pasante de medicina de la Universidad Autónoma de Durango (UAD) fue asesinado por una persona drogadicta. El ataque ocurrió en el hospital en donde el estudiante realizaba su servicio social.

A raíz de la muerte de Erick Andrade, decenas de pasantes de medicina en Durango protestaron por la falta de condiciones laborales y de seguridad de las que se carecen en el servicio social en zonas de alto riesgo a las que los estudiantes son asignados.

Balaceras acoso y amenazas de muerte riesgos que médicos afrontan en servicio social 2
Erick Andrade fue asesinado en el hospital donde hacía su servicio social. Foto: Twitter.

Testimonios de pasantes de medicina que muestran el peligro de hacer servicio social en zonas sin seguridad

En redes sociales, pasantes de medicina de Durango compartieron experiencias que dejan en evidencia el riesgo que representa hacer servicio social en comunidades en las que no hay seguridad y los recursos con los que cuentan para hacer su trabajo son prácticamente inexistentes.

La cuenta de Twitter @inhibidora recopila y publica los testimonios. Asimismo, este perfil es el que mantiene informada a la comunidad acerca de las manifestaciones por el caso de Erick Andrade. Las siguientes historias son solo algunas de las que muestran las situaciones más peligrosas.

Me levantaron y trataron de abusar de mi

«A mí me cambiaron la plaza por la inseguridad. Tuve un altercado en contra de mi seguridad. Me levantaron los malos y uno de ellos trató de abusar sexualmente de mí. Gracias a Dios no lo consiguió y me dejaron libre.

Ahora estoy embarazada y hay cero empatía hacia mi estado. De hecho, he tenido problemas con mi asesora por lo mismo». 

Estar a disposición de narcotraficantes

«En el poblado de Guanaceby está un narcotraficante de encargado y uno de presidencia. Si ya no es hora de consulta externa, por ser altas horas de la noche, para atender una faringitis se comunican con el señor que les comento y técnicamente te obligan a dar la consulta, porque si no, ya sabemos lo que pasa.

No es justo atender con miedo y estar disponibles los 20 días que estamos allá 24/7 para cualquier consulta, porque no te puedes negar. También tenemos miedo, también somos humanos, no somos objetos reemplazables».

Un narco consiguió mi número, me da miedo salir

«En mi jurisdicción, hace días, secuestraron a un pasante y gracias a Dios no pasó a mayores. Lo encontraron y la respuesta fue «sigan trabajando normal», vivimos con el miedo de ser secuestrados, violados o asesinados.

Un narco de mi localidad consiguió mi número y siempre pasa por mi departamento, vivo con el miedo de salir por algo para mis necesidades básicas y no regresar».

«Si algo le pasa a mi hija, es sobre usted»

«Una vez una señora acudió a consulta con su hija (menor de 2 años) llegó exigiendo un antibiótico porque su pediatra se la indicó, a lo que yo le digo si tiene receta y dice que no y que siempre se la dan. Yo (respondí) necesito receta o igual, déjeme revisar a la niña y determinamos si necesita antibiótico o no.

Y en eso empezó a gritarme que todos los médicos que vienen aquí nunca sirven para nada, jamás dan medicamento y nunca consultan. Y yo le dije: pero señora, si necesita el antibiótico se lo voy a indicar, no se preocupe. 

Pero ella quería que yo le diera el medicamento, así como si nada. Me responde ‘entonces no la va a atender’. Yo de ‘sí, pásele, pero el tratamiento lo voy a decidir yo, no le pedo dar algo sin receta de otro médico y sin una valoración previa.

Solo me dijo ‘ándele, pues, si algo le pasa a mi hija, es sobre usted´. Yo me sentí muy mal y ya me dio mucho miedo salir de la unidad, porque la señora es superproblemática, además de que su pareja trabaja para los malillos de la comunidad»

Nos asaltaron dando consulta

«Yo tengo una experiencia para compartir, estoy en una unidad urbana, pero me asaltaron estando dentro de la unidad. 

Es en el Centro de Salud Urbano González de la Vega, ingresó un hombre armado en horario de consulta. Estábamos dentro la enfermera, dos pacientes y yo y nos retuvo contra nuestra voluntad y se llevó posesiones de valor». 

Me subieron a una troca a las 3:00 am

«El miércoles pasado me sacaron de la clínica a las 3:00 am, yo no quería ir, pero me dijeron ‘como si tuvieras opción’. Me subieron a una troca sin saber a donde iría o a quién iría a ver.

Una vez ahí querían que tratara un dolor de cabeza muy agudo, cosa para la cual tristemente no tenemos ni medicamentos. Gracias al cielo conseguí con una enfermera, me dio los medicamentos que ella carga, esa vez tuve suerte de volver».


Te puede interesar

 

Ivan Cruz
Ivan Cruz
Comunicación UNAM | Información de lo que sucede en el Valle de México. Las historias que vienen y van, en un formato multimedia. ¿Tienes una historia que merece ser contada? Escríbeme a [email protected]

Relacionado

Información al momento

195,491SeguidoresMe gusta
11,030SeguidoresSeguir
8,120SuscriptoresSuscribirte

Últimas notas