viernes, octubre 22, 2021

Usuarios denuncian asaltos afuera de bancos por cómplices de empleados

Este fin de semana fue difundido un video en el que un hombre reclama a una cajera del banco Santander por haber sido víctima de asalto a unos metros de la sucursal bancaria. Aunque el robo ocurrió el pasado 3 de enero, las imágenes se volvieron virales en los últimos días. 

La víctima de robo reclamó que los delincuentes lo ubicaron al salir del banco y sabían exactamente cuánto dinero traía consigo, acababa de retirar 76 mil pesos que entregaría al Infonavit según medios locales y esa información solo era sabida por personal del banco. 

Medios locales afirmaron que un hombre fue detenido por el robo, y que estaba ligado a una de las cajeras que atendió a la víctima, pues se trataba de su hermana, pero esta versión fue negada por el banco.  

Pero este no es un modus operandi nuevo.  Usuarios de todos los bancos han sido víctimas de robos, en los que ellos acusan directamente, de hecho el caso de Boca del Rio hizo que internautas a través de redes sociales compartieran sus experiencias en robos similares durante los últimos meses, en todos coincide que fueron afuera de sucursales bancarias. 

El pasado lunes 13 de enero dos hermanos fueron baleados en Michoacán, cuando acababan de retirar 100 mil pesos en efectivo de un banco. 

Uno de ellos identificado como Fernando, murió en el lugar mientras que el otro identificado como Alejandro fue llevado con impactos de arma al hospital. Los dos sujetos fueron alcanzados por civiles armados, quienes presuntamente los venían siguiendo desde la zona donde se ubican distintos bancos.

Un caso similar al difundido en Boca del Río ocurrió el pasado 21 de noviembre en la Ciudad de México colonia San Borja, cuando un hombre que acababa de hacer un retiro superior.

Para prevenir este tipo de delitos, desde 2006 se llegó a un acuerdo entre la entonces Secretaría de Seguridad Pública y la Asociación Mexicana de Bancos para restringir ciertos artículos dentro de los bancos. Desde ese año está prohibido ingresar con gorras, lentes y usar celulares dentro de los bancos.

Esto aplica para los clientes, aunque los empleados también se someten a un protocolo de seguridad. 

Por su parte, el banco Santander emitió un comunicado en el que explica que ha colaborado con las autoridades para darle seguimiento al caso y asegura que sus empleados no tuvieron acceso a celular durante la jornada de trabajo. 

Relacionado

Información al momento

141,800FansMe gusta
7,228SeguidoresSeguir
3,810SuscriptoresSuscribirte

Últimas notas