jueves, enero 20, 2022

Cuando «ahorrar» destruye las bases de la política social

“No lo descartamos” fueron las palabras del Presidente Andrés Manuel López Obrador al referirse a la posible desaparición del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

Las diferencias entre el ex Secretario Ejecutivo del Coneval Gonzalo Hernández Licona y el presidente se hicieron públicas, cuando el primero escribió estar a favor de la austeridad, sobre todo en un país  durante muchos años lleno de excesos, sin embargo su implementación no era la adecuada.

Asimismo, declaró que el gobierno actual  ha tenido problemas serios en salud, seguridad, cultura, deporte y otros ámbitos, debido a los recortes sin fundamentos e hizo referencia al Coneval, institución en donde la salud y la seguridad pública ya no se proporcionan, a pesar de que el servicio que ofrecen sigue siendo el mismo de valioso.

Y es que manejar adecuadamente el gasto no significa frenarlo, las medidas tomadas por el actual gobierno en este Consejo, han generado que las personas que menos ganan en esa institución hayan reducido su sueldo un 8% (sin contar inflación), además se está pidiendo una disminución del 20% de plazas de estructura, a parte no se puede hacer uso de casi el 50% del presupuesto para contratar estudios e investigaciones, base fundamental para que funcione Coneval, en otras palabras esto está propiciando que deje de operar casi por completo.

A pesar de que la institución ha realizado una propuesta alternativa a estos ajustes, se le ha negado la posibilidad de reunirse o tener una respuesta sobre el manejo más eficiente del Consejo. La única contestación que tuvo Licona, fue la remoción de su puesto como titular del Coneval, luego de 14 años al frente de ella.

Del mismo modo se encuentra el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el cual ha sido víctima del mal manejo del gasto público, ya que le recortaron 500 millones de pesos al inicio del año, frenando la realización de la Encuesta Nacional de Gasto en los Hogares (ENGASTO), Encuesta Nacional de Calidad Regulatoria e Impacto Gubernamental en Empresas (ENCRIGE) y  el Censo Agropecuario, la Encuesta Nacional Agropecuaria (ENA) y otras 11 más.

Todos estas medidas implican, que no se tengan datos confiables, que al no contar con ellos no se puedan tomar decisiones a corto y largo plazo, que se generen múltiples problemas de diseño en las estrategias, que se tomen decisiones erróneas por malos cálculos, en fin que México no tenga capacidad para evaluarse en materia de política social.

Si no se crea política social especializada todo estará basado en creencias, ideas partidistas, prejuicios que sólo generan clientelismo. Cómo dictas el camino de ayudar a los que más lo necesitan, sino sabes quienes son, de qué carecen, en dónde se encuentran, cómo resuelves la pobreza si no hay una base técnica y teórica.

Relacionado

Información al momento

141,800FansMe gusta
9,328SeguidoresSeguir
4,530SuscriptoresSuscribirte

Últimas notas