martes, enero 18, 2022

¿Por qué es importante conocer tu tipo de sangre?

¿Cuál es tu tipo de sangre? Esta pregunta es algo que deberíamos responder sin ningún problema, sin embargo, esto no es así. Conocer nuestro grupo sanguíneo es muy importante, es vital para una transfusión, un embarazo, simplemente es fundamental para cuidar nuestra salud.

Los hematólogos explican que existen cuatro grupos sanguíneos: A, B, AB y O, los cuales se determinan en cada persona, dependiendo de la herencia genética de los padres.

Al tener cierto tipo de grupo sanguíneo se generan anticuerpos “naturales” contra lo desconocido para el organismo, es decir, si eres sangre tipo A tendrás anti-B, los tipos B tienen anti- A, los AB no tienen anticuerpos y los O son anti A-B-AB. Por lo tanto, en una transfusión:

  • A puede recibir sangre de A y O.
  • B son compatibles con B y O.
  • AB les funciona A, B y O
  • O puede donar a todos, pero a él solamente le puede donar a otro O.

Las personas con sangre O se denominan «donantes universales» porque este grupo se puede usar para pacientes con cualquier tipo de sangre. A menudo, por esta particularidad y su alta demanda, el tipo O suele escasear en los hospitales, datos de la Cruz Roja Americana.

Conforme a un desglose realizado por esta misma institución, los porcentajes de existencia en Latinoamérica de tipos de sangre son los siguientes:

• O+ 53%.

• O- 4%.

• A+ 29%.

• A- 2%.

• B+ 9%.

• B- 1%

• AB+ 2%.

• AB – 0.2%

En general, el tipo de sangre más raro es el AB- y el más común es el O+.

Sin embargos, esto no concluye aquí, también se involucra otro sistema de sangre, el llamado Rh, el cual es un estilo de proteína. Si tenemos dicho compuesto somos RH+, si no es así, RH-.

Entonces, la transfusión es más compleja de lo que pensamos, pues la compatibilidad no sólo radica en los tipos ABO, sino también de los Rh, donde los positivos pueden recibir de los negativos y positivos pero los negativos exclusivamente de negativos.

Si una transfusión se llega a realizar con sangre incompatible aparte de haber un rechazo y causar fiebres, escalofríos, problemas respiratorios o renales; puede provocar la destrucción de glóbulos rojos, por lo que puede culminar en la muerte.

De acuerdo con un libro médico especializado en Aplicaciones y Práctica de la Medicina Transfuncional, dependiendo del grupo sanguíneo que se tenga (ABO) se está predispuesto a tener cierto tipo de enfermedades.

Las personas de tipo A tienen un riesgo 1.2 veces mayor que el tipo B y O de padecer afecciones del aparato digestivo como cáncer de estómago. Los de tipo O tienen predisposición 1.4 veces superior al resto de los grupos sanguíneo de padecer úlcera péptica (llagas abiertas que se producen en el interior del estómago) y los individuos de tipo B tienen mayor riesgo de sufrir infecciones por Streptococcus pneumoniae, como neumonía, sinusitis, peritonitis, entre otros; y Escherichia coli, que provoca enfermedades gastrointestinales principalmente.

 

 

Te puede interesar:

http://44.193.109.114/2019/06/14/los-mitos-de-donar-sangre/

 

 

Síguenos en redes sociales

Facebook: Datanoticias

Twitter: @datanoticias

Relacionado

Información al momento

141,800FansMe gusta
9,255SeguidoresSeguir
4,500SuscriptoresSuscribirte

Últimas notas